sábado, 19 de mayo de 2018

Uncut

Como celoso protector de ese tesoro púrpura que nunca dejará de maravillarnos, el envoltorio no es, en este caso, menos atractivo que lo que oculta. Pero ¿por qué nos vuelve locos? Podríamos estar horas jugando con esa suavidad, sedosa al tacto, y a la vez resistente, firme, elástica..., disfrutarla de mil formas distintas, sintiendo su textura al tacto, su gusto, tomando de ella todos los fluídos que recolecta antes y después del placer extremo. Y llegar al paroxismo cuando es capaz de seguir protegiendo la deliciosa fruta aún en la culminación de una erección.





























































1 comentario:

tonyitalian1951 dijo...

Franco, el prepucio, la piel protective del glans es muy rica de tactos. Desafortunadamente la mia me la cortaron en italia cuando tenia 12 anos. Pero despues los cojones se quedaron en su lugar. La verga crecio, y todo el vello regular de un muchacho a hombre. Es verdad tiene un no se que de(affascinante)Uno de los razgos tipicos del hombre desnudo. Saludos a ti y todos.